Logo
Imprimir esta página

El Arqueólogo Jacobo Vázquez informa sobre el proyecto de museo que se esta realizando en la excavación del Humilladero

El Arqueólogo Jacobo Vázquez informa sobre el proyecto de museo que se esta realizando en la excavación del Humilladero

Jacobo Vázquez Paz, licenciado en Arqueología, Historia, Ceramología, estratigrafía y miembro destacado del equipo que ha intervenido en la reciente excavación del "Humilladero" (Regla – Chipiona) ha dado a conocer con detalle el proyecto que se está llevando a cabo en este lugar. 

En este sentido ha informado que los restos que se encuentran en la excavación no se van a tapar, quedarán contenidos dentro de una cripta arqueológica y van a poder ser visitados por la ciudadanía.

Vázquez explica que las criptas arqueológicas son “criptas” y se hacen siempre bajo el subsuelo. Ejemplos de criptas hay por todo el mundo caso de la cripta del Antiquarium en Sevilla, Castillo de San Jorge, o cientos más distribuidas por ciudades y villas de todo el mundo y que tanto gusta visitar a los amantes del patrimonio arqueológico, o como las de Roma. En todos los casos se construyen en hormigón, técnica constructiva típica del s. XXI y actualmente insustituible aclara Jacobo Vázquez.

El arqueólogo continúa explicando que existen temas técnicos que recomiendan este tipo de musealización, aunque puede parecer poco estética permite recuperar el espacio público de la plaza del humilladero para el disfrute de la ciudadanía y de los visitantes a la villa, y permite a su vez disponer de un espacio soterrado bajo la plaza con un acceso para poder entrar y visitar los restos arqueológicos de la necrópolis excavada.

Jacobo Vázquez ha comunicado que se determinó este sistema debido al interés de revertir a la sociedad lo hallado ya que el patrimonio es de todos y el espacio público también. La opción de volver a tapar los restos arqueológicos no se vio viable ya que eso suponía enterrar todo de nuevo y que nada pudiera ser contemplado ni visitado.

El no dejar el espacio abierto se desestimó, apunta Vázquez, debido a que al estar los restos varios metros bajo el nivel del suelo se crearía un agujero, en el que las lluvias incidirían año tras año destruyendo e inundando las estructuras, y debido al viento se podrían depositar en el lugar papeles, hojas o basuras, a lo que se añade la posibilidad de acciones de vandalismo como ha ocurrido en otros lugares.

El motivo de no poner un metacrilato en la superficie a cubrir (125 m cuadrados) es evitar que en el interior se genere un microclima de humedad ya que está al borde del mar, que empañaría el metacrilato impidiendo la visión al mismo tiempo que podrían crecer hongos o líquenes, tan perjudiciales para la salud humana y que en el caso de la cripta de la Pescadería ha significado su clausura definitiva al criarse un tipo de hongo que puede provocar la muerte si se respira. Por ello el sistema empleado permitirá que la necrópolis, que Vázquez recuerda que es un “inframundo”, el de los muertos, pueda ser visitado en un ambiente de cripta acompañada de un discurso museográfico sobre las primeras comunidades cristianas del entorno de Regla.

Además recuerda que el sistema empleado no impide la realización de nuevas excavaciones o el incremento de la cripta en metros cuadrados, sino al contrario ya que está diseñada para que se pueda continuar con las excavaciones con el fin de seguir investigando el sitio y aumentando en la medida de las distintas posibilidades la citada cripta. En lo que respecta a las estructuras andalusíes su desmonte no supone ni el 1% de la estructura andalusí que actualmente se encuentra protegida a espera de su musealización para que también pueda ser contemplada.

 

Jacobo Vázquez finaliza afirmando que en no mucho tiempo la cripta podrá ser visitada, los resultados valorados, el yacimiento conservado y disponible para nuevas investigaciones, y la plaza del humilladero recuperada para el disfrute de ciudadanos de la villa y visitantes.

Template Design © Joomla Templates | GavickPro. All rights reserved.